(1842-1925)

“Jesucristo es el Amigo que no abandona”

Beatificación 25-10-1964
Canonización 23-10-2011

Luis Guanella nació en Fraciscio di  Campodolcino, en el Valle San Giacomo (Sondrio, Italia) el 19 de diciembre de 1842. 
Siempre se distinguió por su gran fe fortalecida por la piedad popular, una fe viva por su cercanía con los pobres y la gente simple. 
Estudió en el Colegio Gallio, en Como, y en varios seminarios diocesanos. 
En 1866 fue ordenado sacerdote y poco tiempo después fue designado párroco en Savogno. 
Se dedicó celosamente a la gente joven, ocupándose en ayudarlos en su escolaridad y revitalizando la Acción Católica.
En esa época estaba en contacto con Don Bosco. Fascinado por el carisma salesiano, intentó abrir un colegio para los jóvenes, pero su emprendimiento no prosperó. Sin embargo, quería quedarse con Don Bosco y en 1875 se convirtió en salesiano. Estaba a cargo del Oratorio San Luis, en Turín, y muy pronto fue designado director del Colegio Dupraz, en Trinidad (Cuneo). 
Fue parte de la congregación salesiana solo durante tres años porque el Señor había designado otra cosa. 
Enviado por el obispado para supervisar un albergue para ancianos pobres, fundó allí un grupo de ursulinas a quienes organizó como una congregación, las Hijas de Santa María de la Providencia, que se dedicó a la educación de los jóvenes, especialmente los pobres y marginados, pero también al apoyo y la compañía de los ancianos. 
En Como, fundó la Casa de la Divina Providencia, en el centro de la cual construyó un santuario dedicado al Sagrado Corazón. Con el apoyo del obispado, también fundó la rama masculina con los mismos objetivos, los Servidores de la Caridad.
Murió en Como, el 24 de octubre de 1925. Fue beatificado el 25 de octubre de 1964.